Nuestra visión:

 

Nuestra visión es Ser como una iglesia adoradora, ser una iglesia de compañerismo y ser una iglesia compasiva


Iglesia Adoradora

La calidad de nuestra adoración determinará la calidad de nuestra vida experimentada. Adorar a Dios es la máxima expresión de nuestro amor hacia él. Somos llamados primero, antes que nada, a amar y disfrutar de Dios para siempre.


Iglesia de Compañerismo

En la adoración hay una verdadera libertad que nos abre y hace posible que amemos y abracemos personas que de otra forma jamás lo haríamos. En este sentido, el resultado de una comunión fructífera con Dios indefectiblemente lleva a la comunión. La meta de nuestra comunión es la plenitud, que surge de la necesidad de comunidad.


Iglesia Compasiva

Debemos ser verdaderos evangélicos. Evangélico quiere decir: Uno que vive el evangelio, y es depositario de una buena noticia que compartir al mundo sin Dios. De esta manera, todos los creyentes somos un “predicador ” un embajador de Dios, y un colaborador de Cristo en la extensión del reino de Dios. Tener un corazón por los perdidos es tener el corazón de Jesús, es vivir a la luz de la eternidad, concientes que las personas van a i r al cielo o a una eternidad sin É l . Dios desea que la gente se salve, y nosotros seremos sus instrumentos y representantes en la construcción de su reino